¿En qué consiste una sesión de Quiropraxia?

En su primera visita, el Quiropráctico realizará una recopilación de la información necesaria respecto a su estado de salud, además de una evaluación exhaustiva que incluye varios test diagnósticos y examinación de columna, extremidades y descarte de otras condiciones. Según lo anterior, se realiza un diagnóstico y una propuesta de tratamiento personalizada para cada paciente.

El tratamiento puede comenzar en la primera o segunda visita, el que incluye ajustes vertebrales y articulares, asesoramiento y educación del paciente para lograr una óptima recuperación.

Generalmente la primera sesión tiene una duración aproximada de 40 minutos.

Las siguientes sesiones consisten en una continuación del tratamiento, el cual se va reajustando según sea la evolución de cada paciente. Estas sesiones tienen una duración de 20-30 minutos.

Algunas personas experimentan cansancio, molestias menores y cambios en los síntomas por unos pocos días luego de la manipulación hasta que el organismo se adapta y ajusta a su nuevo alineamiento.

Finalmente se espera restablecer el balance natural del cuerpo y la óptima función de este.